Fuse: Un proyecto que impulsa las microeconomías en el Etéreo

El etéreo es un pionero en la criptoeconomía en este momento porque no sólo potencia la financiación descentralizada, sino también la cultura de la misma. Esta dinámica ha allanado el camino para que los subproyectos experimenten en la encrucijada de las finanzas y la cultura de maneras que nunca antes fueron posibles.

Entre estos interesantes esfuerzos se encuentra Fuse, un protocolo que se centra en la potenciación de las microeconomías en la cima del Etéreo.

¿Qué es Fuse?

Fuse proporciona una infraestructura de código abierto y sin custodia para que las marcas y las comunidades en línea se actualicen en prósperas microeconomías proporcionándoles las herramientas para construir y mantener su propia billetera y moneda móvil de marca personalizada.

“Fuse permite a las empresas y comunidades de todo el mundo dar rienda suelta al poder de los pagos móviles”, explica la FAQ del proyecto.

Este tipo de empuje estimula directamente al sector de la cultura de Ethereum, que ha demostrado estar al rojo vivo últimamente tras los recientes y considerables avances en las áreas de DAO, fichas personales y NFT de la plataforma.

Los 3 elementos centrales de Fuse

El proyecto Fuse tiene tres pilares principales:

  1. Cartera de fusibles
  2. Estudio de fusibles
  3. Cadena de fusibles.

El primer producto es una “cartera móvil multiplataforma” que está diseñada para atender a ambos, “monedas criptográficas y monedas fiduciarias”. Esta cartera es clave, ya que, ayuda a los usuarios a interactuar con el ecosistema de Fuse en general.

Luego viene el “Estudio Fuse”, que funciona como un contrato de autoservicio racionalizado que da a las empresas la capacidad de crear su propia moneda y cartera, con marca personalizada en unos pocos pasos sencillos.

Por último, está la “Cadena de Fusibles”, una cadena de bloques de prueba distribuida (DPoS) que está vinculada con el Ethereum, lo que significa que las fichas pueden moverse fácilmente entre la Cadena de Fusibles y en el Ethereum.

En extensión, los constructores del proyecto han explicado:

“Los datos de los usuarios de la red Fuse son almacenados por los mismos en sus dispositivos, y ellos deciden con quién compartirlo, utilizando interfaces estándar de la Web 3.0. Los usuarios pueden unirse a las comunidades y los contratos de la comunidad definen sus datos y políticas de gobierno”.

Dentro del token de FUSE

FUSE es la moneda nativa de la Red Fuse. Por consiguiente, cualquiera que asegure la red sirviendo como validador es recompensado en fichas de FUSE.

Esta estructura ayuda a alinear los incentivos dentro del ecosistema de Fuse, en la medida en que las recompensas de Fuse motivan a los usuarios a asegurar la red, el proyecto ha explicado en sus documentos:

“Se requiere que se paguen fichas de Fuse a la red para aprobar las transacciones. La red de Fuse está utilizando la ficha para crear circulación entre los usuarios que buscan validar las transacciones en la red y los validadores que invierten recursos informáticos y la mantienen”.

Cada bloque creado en la cadena de Fuse está creando nuevos tokens de Fuse recompensados a los validadores. Esto crea una tasa de inflación del 5 % anual de fichas de Fuse en circulación.

Conclusión

Uno de los mayores hilos del ecosistema del Etereo este año ha sido el auge de la escena cultural del Etereo. Con este fin, Fuse está llegando a un momento oportuno.

La gente va a querer enrollar sus propias fichas en los años venideros por una variedad de razones. Eso está claro. En consecuencia, Fuse ofrece algo interesante:

La capacidad de crear su ficha como quiera.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.