Autoridades de Nueva Zelanda inician investigación en Cryptopia Exchange

Cryptopia, un intercambio de criptomonedas con sede en Nueva Zelanda, no ha tenido el mejor comienzo para 2019. Según el hack que experimentó el mes pasado, lo que resultó en un robo de fichas multimillonario, la policía de Nueva Zelanda inició una investigación para determinar si la plataforma pudo o no haber prevenido el hackeo, y para comprobar si Cryptopia estuvo involucrado de alguna manera.

Sin embargo, ahora se ha informado que la policía de Nueva Zelanda le ha dicho a Cryptopia que puede reanudar sus actividades comerciales. Si bien las autoridades de Nueva Zelanda también han indicado que todavía se encuentran en las etapas finales de su investigación, este último anuncio debería de orientar al menos que los propios Cryptopia no estuvieron involucrados en ninguna negligencia interna.

Es importante tener en cuenta que, si bien las autoridades de Nueva Zelanda han dado luz verde para que se vuelva a abrir Cryptopia, queda por ver cuándo iniciaran o si la plataforma decidirá continuar.

Cryptopia Hack

High Tech Crime Group confirma que nada impide que Cryptopia vuelva a abrirse. Si bien fue la policía de Nueva Zelanda la que inicialmente asumió el caso, finalmente se pasó al High Tech Crime Group.

El inspector detective Greg Murton, habló con el New Zealand Herald, y menciono que la unidad de investigación terminó la mayor parte del trabajo requerido por el High Tech Crime Group en las instalaciones comerciales de Cryptopia, aunque el personal de HTCG continúa terminando aspectos fundamentales de su trabajo.

Murton continuó aclarando:

Las etapas finales de la investigación no impiden que el intercambio vuelva a abrir sus puertas al público. Pero curiosamente, cuando se le preguntó a Murton si era probable que el equipo responsable de dirigir el intercambio tuviera cargos criminales, el detective se negó a comentar.

Para aquellos que buscan claridad sobre la cantidad específica robada, así como el mecanismo subyacente que permitió a los hackers tener éxito en sus esfuerzos criminales, esto aún no está claro.

En el momento de redactar este informe, el consenso general dentro de la industria es que la cantidad robada ascendió a $ 16 millones en fichas de criptomoneda, lo que equivale a $ 25 millones de dólares neozelandeses. Esta figura fue inicialmente presentada por una firma de análisis de blockchain llamada Elementus.

Elementus cree que se robaron $ 16 millones en Ethereum y otras fichas de ERC-20. Sin embargo, como el motor de análisis solo cubre tokens que se ejecutan en la cadena de bloques Ethereum, los investigadores de Elementus argumentan que la cantidad total puede de hecho ser aún mayor.

Cifra total de fondos robados aún no aclarada

Si bien el director de Cryptopia, Pete Dawson, no confirmó la cantidad exacta que fue robada de sus servidores internos, sí afirmó que las cifras reportadas por los medios fueron malinterpretadas. Además, los fundadores de Cryptopia, Rob Dawson y Adam Clarke, tampoco notificaron al público la cantidad exacta que fue robada, lo cual, teniendo en cuenta que el ataque ocurrió hace poco más de un mes, es algo sorprendente.

También debemos determinar qué política implementará el equipo de Cryptopia con respecto a la pérdida de fondos de los clientes, si es que los hay.

Si bien aún está por verse si el intercambio decidirá volver a abrir sus puertas ahora que cuenta con la luz verde de las autoridades de Nueva Zelanda, tampoco está claro qué efecto tendrá esto en la base de clientes de Cryptopia.

Las investigaciones sugieren que esto ha sido una respuesta directa a un plan de pago de los clientes para aquellos que han robado fondos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.